Esta es una Venezuela que no se rinde.